Vie. May 20th, 2022

Es asombroso la rivalidad que existe entre las empresas que se dedican a la fabricación de coches eléctricos, por cuanto todas quieren aparecer todos los años con promociones de ventas millonarias de dólares para sacar al mercado nuevos modelos de coches eléctricos.

Xiaomi proyecta la construcción de una fábrica de coches eléctricos para el año 2024 en Beijing, con una inversión de 10 millones de dólares en dos fases para la producción de 150 vehículos eléctricos, muy a pesar que otras empresas andan en lo mismo.

En la primera fase se esperan fabricar 150.000 vehículos por año, de acuerdo a lo programado por su Centro I + D y su Centro de Ventas, aunque hay más empresas 

tecnológicas del  mismo tipo de fabricación actualmente.

Estos coches no serán fabricados en la Planta de Great Wall en Hong Kong, sino específicamente en el Distrito de Beijing E. Town, que viene siendo la zona de negocios en cuanto a desarrollo tecnológico se refiere con administración china.

En tal sentido, queda bien claro que estos coches eléctricos tendrán tecnología propia, de origen chino, es por esto que se espera que la producción para 2023 alcance los 13 millones actuales, cifras sorprendentes de inversión, que llaman poderosamente la atención.

Por ejemplo, Volkswagen proyecta fabricar 180.000 vehículos eléctricos, mientras que Tesla con una inversión de 188.000 millones de dólares se propone fabricar 500.000 vehículos eléctricos, la competencia es muy fuerte entre estas empresas es terrible, en ningún momento se asocian, se van  por cuenta propia.

Mientras que el plan Xiaomi con una gran inversión hace grandes esfuerzos para entrar en el sector de los coches eléctricos, con una estructura sustentable y con una importante inversión, que demuestra su capacidad tecnológica.